Recientemente la American Heart Association ha publicado un artículo donde recomienda que los niños consuman menos de 25 gramos diarios de azúcares añadidos en sus alimentos, y en el caso de bebés de menos de 2 años se debería evitar totalmente la ingesta de los mismos. A pesar de ello, los fabricantes de potitos convencionales hacen un uso generalizado de azúcar en la dieta en diferentes formas.

Excesos de azúcar se asocian con problemas cardiovasculares, obesidad y diabetes

Entre los diferentes usos cabría destacar:

Zumos de fruta concentrados, los cuales se elaboran evaporando hasta un 85% del agua presente en el zumo exprimido. Son considerablemente más baratos que los zumos exprimidos (y por eso la industria los usa), pero presentan unas cantidades ingentes de azúcar. Científicos de la universidad de Glasgow publicaron en la revista The Lancet que los zumos envasados presentaban niveles de azúcares similares a refrescos azucarados, con las consecuencias para la salud cardiovascular que ello conlleva.

Almidones y harinas de cereales son utilizados como espesantes para ahorrar costes de fabricación. Es sorprendente leer etiquetas de potitos convencionales y observar que rara vez los alimentos principales que dan nombre al producto no llegan en total al 50% del peso del potito, y una gran parte de la composición del potito es almidón. Los almidones son polisacáridos que requieren enzimas presentes en el cuerpo humano para su conversión en azúcares simples. La ingesta de almidón dispara las calorías ingeridas y el índice glucémico, y éste a su vez el riesgo de diabetes.

Azúcares añadidos, tales como la oligofructosa. La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) considera que no hay evidencias científicas de que las maravillosas propiedades que anuncian los fabricantes (mejora del sistema inmunitario, mejora de la función intestinal, …) sean ciertas. Todo ello hace pensar que este marketing engañoso tiene como objetivo hacer más apetecible el producto a costa de la salud cardiovascular de nuestro bebé.

En MamiSpoon replicamos al máximo lo que haría una mamá/papá en casa

por lo que no utilizamos espesantes, ni incorporamos azúcares añadidos y los zumos de nuestras recetas los exprimimos en nuestro obrador a partir de frutas frescas, como tú harías en casa!!! teniendo en mente conseguir una dieta equilibrada para tu bebé y preveniéndole de enfermedades cardiovasculares y diabetes.

Entradas Recientes

Déjanos un Comentario